SERVIR Y PROTEGER

SERVIR Y PROTEGER
"Tiempo que pasa, verdad que huye" Edmond Locard (1877 - 1966)

martes, 13 de enero de 2009

Novedoso "cuento del tío" en un cajero automático


Mediante una novedosa modalidad del "cuento del tío", un hombre fue engañado cuando fue a retirar plata de un cajero automático.
El delincuente se hizo pasar por un técnico de la entidad bancaria y le sustrajo de su cuenta 1.500 pesos.Todo comenzó el pasado jueves alrededor de las 20 horas, cuando Alberto René Salto, vecino de Etcheverry, fue a sacar plata de un cajero automático ubicado en 44 entre 21 y 22.Según dejó constancia de lo sucedido en la denuncia policial, Salto ingresó la tarjeta en el cajero y, cuando intentó extraer su dinero, la máquina le colocó un cartel que indicaba la retención de la tarjeta.
Posteriormente, mientras Salto intentaba, infructuosamente, que el cajero le devuelva su tarjeta, ingresó al cajero un hombre de unos 28 años, según quedó asentado en la denuncia.EL ENGAÑOEste individuo intentó usar el cajero contiguo al que estaba Salto, pero se encontró con que la pantalla del mismo le advertía que estaba "fuera de servicio".En tono casual, el recién ingresado le manifestó al contrariado Salto, que continuaba en la máquina tratando de recuperar su tarjeta, que ese cajero estaba fuera de servicio.
A lo que Salto le cuenta lo que le había pasado al intentar utilizar la máquina.El desconocido, agregaron las fuentes, le dijo que podía ayudarlo, se identificó como técnico del banco y le mostró una credencial de la entidad bancaria. "Te puedo enseñar como extraer y recuperar la tarjeta", le habría dicho el joven, según la denuncia. Salto confió en la honestidad del amable joven y le preguntó que tenía que hacer para sacar la tarjeta. El desconocido le indicó una serie de pasos a seguir, tras lo cual le dijo que ingrese su clave personal.
A pesar de los intentos, el cajero mantuvo la tarjeta retenida. Entonces el desconocido le dijo a Salto que no iba a ser posible extraer la tarjeta, le aconsejó que a la mañana siguiente se presente en el banco y se fue del lugar.Al otro día, Salvó se presentó en el banco. Luego de efectuar el reclamo correspondiente, personal del banco le manifestó que su tarjeta no estaba retenida y que su cuenta registraba una extracción de 1.570 pesos, prácticamente la totalidad del saldo.
Una vez que asimiló el golpe de enterarse que su cuenta bancaria había sido vaciada, la víctima se presentó en la comisaría 4ª de La Loma y realizó la denuncia correspondiente.El ilícito es actualmente materia de investigación por la UFI Nº 6, a cargo del fiscal Marcelo Romero.

No hay comentarios: