SERVIR Y PROTEGER

SERVIR Y PROTEGER
"Tiempo que pasa, verdad que huye" Edmond Locard (1877 - 1966)

domingo, 20 de julio de 2008

DESCUBRIERON UN LABORATORIO DE DROGA SINTÉTICA


El lugar, de unos 250 metros cuadrados, fue elegido por una cuestión estratégica. Pensaban que allí no iban a ser descubiertos, porque en esa zona de Ingeniero Maschwitz, en Escobar, sólo hay casaquintas y casi ningún vecino.


Pero una llamada anónima alertó a la policía, que, después de una semana de investigación, desmanteló un laboratorio instalado para producir droga sintética y detuvo a diez presuntos narcotraficantes, nueve de nacionalidad mexicana.


El descubrimiento no tiene precedente en la lucha contra el narcotráfico en la Argentina, porque fue la primera vez que se halló un laboratorio para elaborar droga sintética en el país, según informaron a La Nacion fuentes de la Superintendencia de Investigaciones del Tráfico de Drogas Ilícitas. Hasta el momento, sólo se habían encontrado cocinas de cocaína.


Voceros policiales dijeron que el lugar estaba preparado para fabricar entre 200.000 y 250.000 pastillas de éxtasis y metanfetamina, entre otras drogas de síntesis. Se calcula que la potencial producción de los estupefacientes, sólo en la Argentina, podría alcanzar un valor de más de 10.000.000 de pesos.


Los detectives de la policía bonaerense y el equipo de trabajo del juez federal de Zárate-Campana, Federico Faggionatto Márquez, sospechan que la droga sintética que los narcotraficantes se aprestaban a elaborar tenía como destino México, los Estados Unidos y probablemente algún país de Europa.


Entre los elementos secuestrados, los integrantes de la Dirección de Investigaciones del Tráfico de Drogas Ilícitas de Zárate-Campana, a cargo del comisionado Honorio Rodríguez, encontraron suelas de goma para sandalias de mujer, donde se presume que iba a ser escondida la droga para sacarla del país.
"Fue un trabajo muy positivo. En el país, hasta el momento, no se había descubierto un laboratorio para producir droga de síntesis", explicó a LA NACION el superintendente Norberto López Camelo, jefe de Investigaciones del Tráfico de Drogas Ilícitas bonaerense.


Fuentes de la Policía Federal confirmaron que la "cocina" desmantelada en Escobar es el primer laboratorio para fabricar droga sintética en la Argentina.


Si bien en 2004 se descubrió otra instalado en General Rodríguez, que tenía capacidad para refinar y producir más de 300 kilogramos de cocaína por mes y tenía los instrumentos para hacer estupefacientes de síntesis, nunca llegó a elaborar ese tipo de sustancias ilegales.


Fuentes de la investigación identificaron a los detenidos como Luis Tarcia, de 61 años; Rubén Rodríguez Cano, de 25; Edgar Rocha Mendoza, de 28; Miguel Angel Sierra Chávez, de 28; José Luis Velasco Colón, de 32; Salvador Barrera Valdez, de 43; Jorge Lira, de 31; Luis Rocha Mendoza, de 35; Rodrigo Lozano Rodríguez, de 27, y Jesús Paulo Arroyo Vergara, de 25.


La casaquinta, según fuentes del caso, habría sido adquirida por Tarcia, el único de los sospechosos de nacionalidad argentina. Los restantes son mexicanos y ocho de ellos son oriundos de la ciudad de León, en el estado de Guanajuato: por esa razón, se sospecha que pertenecen al "Cartel de León".


"Pedimos colaboración a Interpol y a otros organismos internacionales para investigar si los detenidos pertenecen a algún cartel de droga especial", afirmó un jefe policial.


"Tacos y fajitas"


Voceros policiales indicaron que los ciudadanos mexicanos habrían ingresado legalmente en el país hace unos 30 días y vivían en la casaquinta donde estaba instalado el laboratorio clandestino.


Cuando personal de la Dirección de Investigaciones del Tráfico de Drogas Ilícitas de Zárate-Campana y agentes del grupo de elite Halcón ingresaron en el lugar, anteayer a las 21.30, los acusados comían "tacos y fajitas": comida típica de México.


La casaquinta, situada en Echeverría, entre Quemes y Las Retamas, tiene 250 metros cuadrados, piscina, cuatro habitaciones, dos baños, dos cocinas y un quincho.


"En las cercanías del lugar no vivía nadie. Una vez por semana personal doméstico se acercaba a una casaquinta vecina", explicó el comisionado Rodríguez.


Fuentes policiales dijeron a LA NACION que la investigación comenzó después de que una persona denunciara en el 911 que escuchaba movimientos extraños y olía olores raros en las cercanías de la vivienda.


En la casaquinta "El Rodeo", los investigadores secuestraron 20 kilos de la pasta necesaria para fabricar unas 200.000 pastillas de 10 miligramos cada una, ya sea de éxtasis o de metanfetamina; dos bidones de 20 litros de metanol, tres frascos de alcohol etílico, y otros dos de 20 litros de ácido sulfúrico.


También se incautaron de una pistola nueve milímetros, de 53.800 dólares y de 1500 pesos mexicanos.


En un primer momento, los investigadores pensaron que el lugar descubierto era una "cocina" de cocaína, pero en dependencias de la Policía Científica, en La Plata, después de analizar con un cromotógrafo con un detector selectivo de masa, se estableció que se trataba de metanfetamina.


Se supone que los ahora detenidos decidieron instalarse en la Argentina porque el valor de los insumos es mucho menor que en México.


En el país, el kg de pasta utilizada para producir éxtasis cuesta entre 2000 y 3000 pesos, mientras que allá oscila los 10.000 dólares.


"Se pudo desbaratar una importante organización", concluyó el comisionado Rodríguez.
Datos 250.000 dosis


Es la cantidad de pastillas que se estima que podían producir quienes fueron detenidos en una casaquinta de Escobar


50 pesos Es el valor de la dosis de éxtasis en la Argentina.
10 detenidos De las personas que resultaron presas, nueve son de nacionalidad mexicana y una, argentina.


80.000 personas Son la que consumieron éxtasis en la Argentina durante 2006, según estadísticas de la Sedronar.

49.781 pastillas En septiembre de 2004, la Aduana detuvo en Ezeiza a un cartonero que venía de París con 49.781 pastillas de éxtasis. Fue el mayor cargamento secuestrado.


No hay comentarios: